23/2/14

Malcolm X en el ideario libertador de los oprimidos

Por Ali Rida Eric Peralta


''Ciertamente, Dios no cambia la situación de un pueblo, si ese pueblo no se cambia a sí mismo'' (Sagrado Corán, 13:11)

Hoy se cumple un año más del brutal asesinato del gran Malcolm X el 21 de febrero de 1964. 

Moría teniendo mi edad, y en sus 38 años venía librando una batalla importante con sigo mismo, y en esa batalla abrazo el Islam como Guía, lo que en una sociedad atravesada por la descomposición materialista y el racismo más profundo, lo convirtió en referencia política y espiritual ineludible de la comunidad negra más radicalizada en lucha contra la opresión, el racismo y la colonización cultural.

Así lo expreso consiente de la lucha de otros pueblos, y particularmente del palestino, preguntándose si "¿tenían los sionistas el derecho legal o moral a invadir la Palestina Árabe, desarraigar a sus ciudadanos árabes de sus hogares y apoderarse de toda propiedad árabe para ellos basándose solo en la reclamación "religiosa" de que sus antepasados vivieron allí hace miles de años? Hace solo mil años los moros vivían en España ¿Les daría esto derecho legal y moral a los moros de hoy a invadir la Península Ibérica, expulsar a sus ciudadanos españoles, y después instaurar una nueva nación marroquí... donde estaba España, como los sionistas europeos han hecho a nuestros hermanos y hermanas árabes en Palestina?".

Al día de hoy sigue siendo inspiración para muchos de nosotros, uno de los referentes del ideario de liberación plena para los perseguidos, el poder de los oprimidos, el temple de la espiritualidad y porque no, de alguna manera, el sentido de la religiosidad en la vida cotidiana y social. 

Malcolm X y el Black Panther Party como continuación de ese ideario, han sido una experiencia única en tierra yankee, el poder negro en el seno de la bestia imperial, con una perspectiva estratégica de las diversas formas de lucha que sabía eran cuestionadas, por lo que tres meses antes de su muerte afirmo categóricamente, "¡yo no creo en ninguna forma de extremismo injustificado! Pero cuando un hombre está ejerciendo extremismo — un ser humano está ejerciendo el extremismo — en defensa de la libertad para los seres humanos no es un vicio, y cuando uno es moderado en la persecución de la justicia para los seres humanos yo digo que él es un pecador".    

Negro sobre blanco el planteo contra la opresión de la sociedad estadounidense fue claro al afirmar: "pienso que hay mucha gente buena en América, pero también gente mala, y los malos son aquellos que parecen disponer de todo el poder y que están en esta posición por negarnos lo que tú y yo necesitamos. Delante de esta situación, tú y yo tenemos que conservar el derecho a hacer todo lo que sea necesario por acabar con una situación así. Esto no significa que yo defienda la violencia, pero tampoco estoy en contra de la violencia en legítima defensa, que yo denomino inteligencia".

El hombre X ha sabido vivir visceralmente, darle identidad a su propia historia, y eso necesariamente a contramano de la desposesión y la esclavitud, como lo afirmara el propio Malcolm "nosotros somos africanos, y casualmente estamos en América. Nosotros no somos americanos. Somos gente que anteriormente éramos africanos que fuimos raptados y llevados a América. Nuestros antepasados no eran los peregrinos, nosotros no fondeamos en Plymouth Rock*, la roca aterrizó sobre nosotros. Nosotros fuimos traídos aquí contra nuestra voluntad. Nosotros no fuimos traídos aquí para ser civilizados. Nosotros no fuimos traídos aquí para disfrutar de los regalos constitucionales de los que ellos tan maravillosamente hablan hoy en día."


Nota:

*Plymouth tiene un papel especial en la historia de Estados Unidos. Más que ser unos emprendedores como lo pudieron ser los colonos de Jamestown, los ciudadanos de Plymouth llegaron allí huyendo de la persecución religiosa y buscando libertad para adorar a Dios según sus creencias. La mayor parte del sistema legal estaba basado en sus creencias religiosas. Mucha gente y sucesos de Plymouth han pasado a formar parte de la mitología estadounidense, incluidos la conocida tradición del Día de Acción de Gracias y el monumento Plymouth Rock. Pese a la relativamente corta historia de la colonia, se ha convertido en un importante símbolo de los Estados Unidos.

No hay comentarios:

Publicar un comentario