3/2/14

Los plazos del memorándum

Por Raúl Kollmann

Una asombrosa tergiversación mediática produjo la entrevista al canciller Héctor Timerman que este diario publicó ayer, en especial sobre el memorándum de entendimiento con Irán. Al punto de que el titular de la DAIA, Julio Schlosser, interpretó que sería bueno presentar un proyecto para derogarlo. Timerman dijo exactamente lo contrario: que el memorándum es un avance, que la causa AMIA tiene veinte años y el texto con Irán se firmó hace apenas doce meses. El canciller puso como ejemplo las larguísimas negociaciones entre israelíes y palestinos, que llevan décadas, con varios acuerdos firmados y por los que se entregaron hasta premios Nobel de la Paz. Y el pacto firmado recientemente entre Estados Unidos, Alemania y las grandes potencias con Irán sobre el enriquecimiento de uranio llevó diez años de negociaciones.
El canciller respondió ayer en forma dura al diario Clarín, que tituló que Timerman “reconoció el fracaso de las negociaciones con Irán”. “Esa es otra de las mentiras de Clarín –respondió el canciller–. Mi respuesta a la entrevista de Página/12 fue que el memorándum es un gran avance. También dije que Irán no muestra la misma disposición a avanzar que desea nuestro país. Pero es todo lo contrario de un fracaso. Por eso expliqué que es la primera vez en 20 años que Irán se compromete a que un juez argentino viaje a Irán a indagar a los sospechosos”.
Cuando la agencia Télam le preguntó ayer a Timerman si el año transcurrido desde la firma del memorándum es mucho tiempo, el canciller respondió: “Es mucho y poco. Se podría haber puesto en marcha antes, pero también, tal como dije en el reportaje de Página/12, hay acuerdos que han tardado más. Sin ir más lejos, el acuerdo nuclear entre Irán y las potencias mundiales llevó más de 10 años, hasta que ahora se firmó uno temporario. Este acuerdo fue celebrado por todo el mundo salvo por los fanáticos que prefieren la guerra al diálogo y la resolución pacífica de los conflictos. Sin duda, Clarín está entre estos negacionistas del diálogo cuando se trata de nuestro país. Con la mirada de Clarín, Israel y Palestina deberían dejar de negociar”.
La DAIA tomó ayer los dichos de Timerman e interpretó que eran un reconocimiento de que la negociación con Irán fracasó. “Es otro invento –analizó Timerman–. Se hicieron declaraciones sin leer lo que dije. A la mañana, el presidente de la DAIA, Julio Schlosser, me llamó para decirme que había hecho declaraciones sobre mis dichos. Le pregunté si había leído Página/12 y me dijo que no, que sólo había leído lo que salió en La Nación y Clarín. Sorprendido, le expliqué que no había hablado con esos diarios. Prometió enmendar el error, pero hasta ahora no ocurrió. Schlosser dice que Irán ‘no es confiable’. Curiosa apreciación, ya que es el mismo país que negocia con Estados Unidos, Francia, Alemania, Reino Unido, Rusia y China.”
Más allá de estas idas y vueltas, los razonamientos son llamativos. La oposición sostenía que el memorándum era totalmente favorable a Irán, pero no se explica por qué, si es tan favorable, Teherán demora en dar los pasos concretos. También se mencionó que el acuerdo implicaba levantar las órdenes de captura, con alertas rojos de Interpol. Ello no ocurrió. Y se argumenta que obstaculiza o retrasa la causa AMIA, cuando lo cierto es que el expediente existe hace 20 años y no encuentra ninguna vía para indagar a los sospechosos. El texto del memorándum no impide que la Justicia siga actuando, pero el problema es que no logra avances.
Página 12

No hay comentarios:

Publicar un comentario