11/12/13

¿Arabia Saudí traicionada por sus socios del CCG? Delegación militar saudí visitó Israel

Las autoridades de Riad deben hacer frente ahora a una nueva calamidad, la aproximación de sus protegidos árabes del Golfo a Irán, según señala el periódico Al Watan.


“Los países del Golfo se alejan de Arabia Saudí para aproximarse a Irán”, es el título de un informe consagrado al tema de las divergencias que se han hecho públicas en el seno del Consejo de Cooperación del Golfo Pérsico (CCG) tras las revelaciones sobre el papel de algunos de sus miembros en la aproximación irano-estadounidense”.

“Es algo que ha sacado de sus casillas a los responsables saudíes, que ya estaban irritados por el deshielo entre EEUU e Irán. Este deshielo ha sido promovido por Omán, que ha albergado en los últimos meses las conversaciones secretas entre esos dos países”.

“Algunos días después de la firma del Acuerdo de Ginebra (entre Irán y el Grupo 5+1), Irán y los EAU anunciaron su disposición a ampliar sus relaciones en todos los campos. Esta evolución ha sido vista con irritación por Riad, que ve en Irán su principal enemigo en el mundo”.

En reacción a este acercamiento, Arabia Saudí dejó flotar la idea de una unión de los países del CCG, en la creencia de que ella le permitiría controlar más estrechamente a sus vecinos más pequeños del Golfo.

“Esta idea fue evocada de forma prioritaria en la cumbre del pasado lunes en Kuwait. Sin embargo, Omán rechazó la idea de tal unión”.

El ministro de Exteriores omaní, Yusuf bin Alawi, dijo: “Nos oponemos claramente a esta unión y si los otros cinco miembros del CCG quieren crearla, abandonaremos este consejo”, afirmó.

Alawi reaccionó así a una propuesta del ministro de Estado saudí, Nizar Madani, que hizo un llamamiento a los países del CCG para unirse para “hacer frente a los numerosos desafíos a los que la región hace frente”.

El Sultanato de Omán ha adoptado una política exterior independiente en el seno del CCG y ha mantenido relaciones estrechas con Irán en los pasados años, ignorando las posturas saudíes.

Delegación militar saudí visitó Israel

Una delegación militar de Arabia Saudí ha visitado Israel para discutir un reciente acuerdo alcanzado entre Irán y el Grupo 5+1 sobre el programa nuclear iraní, señalan informes de diversos medios.

El viceministro de Defensa saudí, Salman bin Sultan al Saúd, y otros dos oficiales visitaron secretamente Israel, según informes de la radio israelí y varios medios palestinos.

Bin Sultan, que es hermano del jefe de los servicios de inteligencia saudíes, Bandar bin Sultan, “se reunió con responsables militares y de seguridad israelíes” y visitó una de las “bases militares israelíes” acompañado por miembros del Estado Mayor del Ejército israelí”, señala el periódico palestino Al Manar, que citó “fuentes confidenciales”. Salman fue nombrado por su hermano hace meses para dirigir el entrenamiento de miles de terroristas sirios en Jordania.

El 27 de Noviembre, el periódico británico The Sunday Times informó que Riad había dado el visto bueno para que Israel utilice su espacio aéreo en caso de posibles ataques contra instalaciones nucleares iraníes.

Medios próximos a Hezbolá han señalado que Arabia Saudí ha establecido una alianza con Israel. Fuentes saudíes creen que Israel podría llevar a cabo un ataque contra las instalaciones nucleares iraníes. Sin embargo, según los expertos, Israel no puede jamás llevar a cabo tal ataque sin el aval y la colaboración de EEUU. Y con el actual acuerdo interino sobre el programa nuclear iraní, tal fuego verde es imposible.

Crítica estadounidense

Por otro lado, según el periódico Al Akhbar, una personalidad política ha ofrecido una cena en Beirut en honor del embajador de EEUU, David Hale, en presencia del jefe del bloque parlamentario de la Corriente del Futuro, Fuad Siniora.

Durante la cena, el diplomático preguntó al antiguo primer ministro acerca de las razones por las cuales la formación del gobierno en el Líbano ha estado bloqueada. Uno de las personalidades presentes respondió que Arabia Saudí se opone a la creación del nuevo gobierno.

Hale reaccionó entonces declarando: “No hay nadie que pueda hablar estos días en Riad. Algunos (responsables saudíes) son inconscientes y otros trabajan por su propia cuenta”.

No hay comentarios:

Publicar un comentario