22/9/13

Fuerzas especiales de Israel en Kenia

La AFP informa según una fuente de seguridad en Nairobi que fuerzas especiales israelíes se han unido a las fuerzas armadas de Kenia en el asalto al centro comercial Westgate, este domingo 22 de septiembre, para romper el punto muerto en el que una docena de hombres armados somalíes vinculados a Al Qaeda se han atrincherado con rehenes por segundo día. La cifra de muertos por el ataque del Sábado por disparos y granadas se ha elevado a 59, con 205 personas heridas.


Debkafile, la única publicación del mundo que reveló la participación israelí desde el inicio del ataque al centro comercial en Nairobi ayer sábado, ahora da a conocer que los comandos israelíes fueron trasladados a Kenia cuando el centro comercial Westgate fue atacado. Nairobi invocó un pacto de seguridad secreto entre los dos gobiernos en el que Tel Aviv garantiza la asistencia militar al gobierno de Kenia si se ve amenazada por una fuerza extranjera.

Esta fue la primera vez que las fuerzas antiterroristas especiales israelíes han luchado contra terroristas de Al Qaeda cara a cara en suelo extranjero. El Ministerio de Asuntos Exteriores israelí se negó a confirmar o negar cualquier envolvimiento en Kenia.

Debkafile informó en exclusiva el sábado que los terroristas somalíes respaldados por AQAP tenían como objetivo atacar a dos objetivos: Kenia e Israel.

Después de la liberación de los musulmanes, los asaltantes se apoderaron de un número indeterminado de rehenes, algunos en la planta baja donde se encuentran las tiendas israelíes y también en otras partes del edificio de siete pisos. Desconocido es también el número de víctimas heridas y posiblemente muertos, incluidos los extranjeros, que aún se encuentran atrapados en el edificio. Se informó de muertos o heridos de entre los ciudadanos americanos, británicos, franceses y canadienses, en el ataque inicial del Sábado.

Las autoridades de Kenia e Israel han mantenido en secreto la escena del interior del centro comercial, de la que se escucharon una ráfaga de disparos y explosiones durante la mañana. La policía local y las fuerzas especiales están tratando de forzar a los hombres armados islamistas a rendirse y renunciar a los rehenes.

Los expertos de seguridad israelíes se sabe que están ayudando en la operación.

Los EE.UU. enviaron un comando a Nairobi desde sus bases en Italia y el Reino Unido, un equipo avanzado de lucha antiterrorista. El gabinete Cobra está celebrando sesiones continuas en Londres al tiempo que la situación se desarrolla.

En Israel, ninguna autoridad está dispuesta a comentar sobre el incidente, a pesar de la participación de Israel. Se ha informado que tres israelíes fueron rescatados del centro comercial el sábado, pero no hay ni una palabra sobre algunos que todavía puedan estar atrapados allí. 

Desde su creación en 2006, el grupo terrorista somalí Al-Shabab ha mantenido fuertes vínculos operativos con el comando AQPA con base en Yemen por su larga y sangrienta insurgencia contra el gobierno de Mogadiscio. Nuestras fuentes antiterroristas informan de que la banda somalí recibe capacitación, municiones y atención médica en los campamentos de Yemen de Al Qaeda. Ellos interactúan con frecuencia por medio de lanchas que navegan con regularidad entre Yemen y Somalia.

La escala del ataque al centro comercial Westgate, que ha implicado hasta una veintena de combatientes bien entrenados, armados con grandes cantidades de munición, señaló a la participación de AQAP desde el primer momento. 

En el pasado, Al Qaeda ha distinguido notoriamente objetivos estadounidenses e israelíes en el este de África - los ataques de 1998 contra las embajadas de EE.UU. en Kenia y Tanzania, y el asalto de 2002 a turistas israelíes en Mombasa.

Sin embargo, el atentado de Nairobi estaba relacionado con el presente.

A los ojos y los oídos de Al Qaeda en Kenia no han pasado desapercibidas la asistencia militar y de inteligencia que Israel presta a Kenia para sus operaciones contra el terrorismo islamista en dos áreas: El ejército israelí y los cuerpos de seguridad envían equipos de combate y ofrecen consejos tácticos a las unidades de Kenia que están luchando junto al gobierno somalí contra las fuerzas de Al Shabab, y los organismos y la policía de inteligencia de Israel que están ayudando al gobierno de Kenia a construir un escudo o barrera fuerte contra el desbordamiento de la guerra somalí, para evitar que Al Shabab abra un segundo frente a la retaguardia de las fuerzas kenianas que luchan por la frontera. 

Esta barrera protectora tuvo claramente una fuga este sábado.

Fuente: AFP y Debkafile-LPG

No hay comentarios:

Publicar un comentario