23/12/12

Argentina y los saqueos


Comunicado de CONAPLA por los saqueos


En primer lugar lamentamos las muertes de tres personas en Santa Fe y rechazamos los hechos transcurridos los días de ayer y de hoy. Por más que haya argentinos que sufran el hambre y la exclusión, sabemos que este no es el camino para luchar por la justicia social. Y si los saqueos no fueron organizados por sectores que buscan desestabilizar el país y dividir al pueblo, por lo menos pueden ser aprovechados por quienes pretenden hacernos retroceder al neoliberalismo más puro.

En segundo lugar, reconocemos que muchos de los problemas sociales más angustiantes que sufre nuestra sociedad no fueron resueltos en estos años, aunque haya habido grandes avances. Y ello constituye un caldo de cultivo para acciones desesperantes o acciones reflejo de una situación acontecida en otro lugar del país.  De hecho, recién salimos del infierno de la situación de 2001, en donde rozamos el 60% de pobreza y el 25% de desocupación, pero todavía queda mucha deuda social que pagar. Sin embargo, entendemos que sólo es posible resolver la deuda social con la profundización del proyecto nacional popular y latinoamericano, no yendo para atrás.

En tercer lugar, creemos que es una barbaridad que funcionarios nacionales salgan a jugar la puja política y distributiva con sectores sindicales, realizando graves acusaciones a sindicatos y dirigentes, con datos tirados de los pelos, más allá de que se compartan o no los posicionamientos políticos que tienen. Lamentablemente esto corre de escena al verdadero enemigo, criminaliza la lucha popular, debilita al movimiento nacional y agudiza todas las contradicciones al interior del campo popular. La división sólo es funcional al enemigo del proyecto nacional, popular y latinoamericano. Siempre han divido y enfrentado al pueblo entre sí para abortar los procesos populares y hoy no podemos caer nuevamente en esa trampa, como se está haciendo en este último tiempo. Todos debemos ser conscientes de ello.

En cuarto lugar, hay que sostener a este gobierno ante cualquier intentona desestabilizadora. Y debemos defenderlo más allá de los desacuerdos con ciertas políticas como la ley ART, la ley antiterrorista, etc. No vemos con buenos ojos el fortalecimiento del ala desarrollista de la Unión Industrial Argentina y de ciertos grupos económicos al interior del gobierno, que desplazó la influencia de los sectores populares y cambió la relación de fuerzas. Pero defendemos las medidas de avance popular, entendemos que el enemigo principal es el proyecto financiero neoliberal y que la salida debe ser profundizadora, no conservadora.

Este tipo de actos, como los saqueos, aun en la hipótesis nada probable de que no hayan sido organizados para desestabilizar y producir un hecho político, sino que fueran sólo el producto de una reacción espontánea por la situación social, destruyen la organización popular, desarticulan el tejido social y legitiman acciones represivas. Constituyen un caldo de cultivo para las fuerzas más conservadoras y neoliberales. Por ello es central investigar fuertemente quien estuvo detrás de los mismos.    

La construcción de poder popular es lo que nos va a permitir profundizar y sólo con más proyecto nacional, popular y latinoamericano podremos resolver las contradicciones hacia adelante, y caminar desde la inclusión hacia la plena Justicia Social, hacia la construcción de una nueva sociedad.

http://www.conapla.blogspot.com.ar/

No hay comentarios:

Publicar un comentario