15/11/12

Israel mata al líder militar de Hamas


Israel mata al líder militar de Hamas y anuncia un ataque mayor contra Gaza


Gara


Israel ha elevado la tensión sobre Palestina al lanzar ayer más de treinta ataques aéreos sobre Gaza en los que murieron al menos nueve palestinos, entre ellos el líder militar de Hamas, Ahmad Yabari. Las brigadas Ezzedine Al Qassam reaccionaron afirmando que «el ocupante ha abierto las puertas del infierno». Israel amenazó con una operación mayor, sin descartar la incursión terrestre de sus tropas.
Después de los bombardeos sobre Gaza que acabaron con la vida de siete palestinos en la última semana, Israel lanzó ayer ataques aéreos que acabaron con la vida del líder de las operaciones militares de Hamas, Ahmad Yabari. Además del responsable de las brigadas de Ezzedine Al Qassam, brazo armado de Hamas, otros nueve palestinos murieron y 20 resultaron heridos en al menos treinta bombardeos de la aviación israelí. Entre los muertos figura un niño de 7 años y miembros de grupos armados

Israel anunció que con ello comenzaba una operación de mayor envergadura en la que no descarta una intervención terrestre. Un oficial de prensa del Ejército israelí precisó que la acción forma parte de una operación denominada «Pilar Defensivo», autorizada por el jefe del Estado Mayor, Benny Gantz, contra Hamas, la Jihad Islámica y otros grupos.

Ya antes de confirmarse oficialmente, cientos de miembros de las brigadas Ezzedin al-Qassam se concentraron ante el hospital donde fue trasladado su cuerpo, clamando venganza.

En un comunicado, las brigadas se comprometieron a «continuar el camino de la resistencia asegurando que «el ocupante ha abierto las puertas del infierno».

El portavoz del Gobierno de Hamas en Gaza, Taher al Nunu, declaró que «Israel carga con la responsabilidad de estos crímenes y con sus graves consecuencias». Igualmente, Fawzi Barhum, portavoz de Hamas, afirmó que «el ocupante ha cometido un grave crimen y traspasado todas las líneas rojas, lo que equivale a una declaración de guerra con todo lo que eso implica, y lo pagará muy caro»

El Ejército israelí confirmó el ataque contra Yabari y le achacó «la responsabilidad directa de ejecución de atentados terroristas contra el Estado de Israel en los últimos años.

Añadió que el objetivo era «paralizar la cadena de mando de la dirección de Hamas, así como su infraestructura terrorista», indicando que atacó también otros objetivos, como instalaciones de cohetes.

El portavoz del Ejército, el teniente-coronel Avital Leibovich explicó que el ataque marca el comienzo de una operación mayor. Según testimonios de palestinos, decenas de tanques estaban apostados en el exterior de la Franja, cerca de la barrera de seguridad que la separa del territorio ocupado por el Estado israelí. Además, Israel dio orden de movilizar a sus reservistas. «Si es necesario, el Ejército está dispuesto a lanzar una operación terrestre sobre Gaza», subrayó un portavoz militar en su cuenta de Twitter. Esta amenaza hace recordar la operación «Plomo Fundido» de finales de 2008 en la que Israel arrasó Gaza y dejó más de 1.400 muertos. De hecho, las autoridades palestinas pidieron al Consejo de Seguridad de la ONU que actúe de forma urgente, ante la «explosiva situación de la zona».

Canje de Gilad Shalit

Ahmad Yabari había aparecido en público el 18 de octubre de 2011 entregando a los mediadores egipcios al soldado israelí Gilad Shalit, intercambiado por un millar de presos palestinos, un canje que él mismo impulsó.

Oficialmente era teniente del jefe de las Brigadas Ezzedine al-Qassam, Mohamad Deif, pero en 2003 se convirtió en jefe ejecutivo tras un ataque israelí en el que Mohamad Deif resultó herido. Israel ya había intentado matarlo en anteriores ocasiones, entre ellas en 2004, en un ataque que costó la vida a su hijo mayor, su hermano y varios de sus primos. «Condenamos en los términos más enérgicos este nuevo asesinato que pretende iniciar una escalada sangrienta. Hacemos plenamente responsable al Gobierno israelí de las consecuencias que esta nueva agresión traerá a la región», afirmó el negociador palestino Saeb Erekat, que se encuentra en Suiza con el presidente de la Autoridad Palestina, Mahmud Abbas. Destacó que esta acción «revela que Israel tiene una agenda de guerra y no de paz».

Además del riesgo de agravar el conflicto, el ataque tiene también consecuencias políticas. Una de ellas, el hecho de que se produzca cuando Abbas ha anunciado que llevará el próximo 29 de noviembre ante la ONU la demanda de reconocimiento de Palestina como Estado no miembro.

Mursi llama al embajador

También las relaciones entre Israel y Egipto se ven afectadas. El presidente egipcio, Mohamed Mursi, llamó a consultas al embajador de su país en Israel y convocó al embajador israelí en El Cairo.

Tanto el Gobierno egipcio como los Hermanos Musulmanes advirtieron a Israel de que el país ha cambiado tras la revolución que derrocó a Hosni Mubarak, y de que su respuesta a los ataques israelíes sobre Gaza puede ser diferente a la del pasado.

El ministro egipcio de Asuntos Exteriores, Mohamed Kamel Amr, consideró que esta grave escalada de la violencia puede «contribuir a encender la situación de manera peligrosa» la región pidiendo el cese inmediato de los ataques sobre Gaza.

En su comunicado de condena, el Gobierno egipcio estimó que la escalada se produce en una etapa crítica para la región, lo que, aseguró, podría.

Mursi y su Ejecutivo se enfrentan a su primera gran prueba de fuego en las relaciones bilaterales con Israel, después de que hayan insistido siempre en que mantendrán los acuerdos de paz con el país vecino, pese a la presión popular en favor de una mayor beligerancia.

Sin embargo, como consecuencia de varios ataques en el Sinaí la poderosa cofradía de los Hermanos Musulmanes -cuyo Partido Libertad y Justicia (PLJ) comandó Mursi hasta su elección como presidente de Egipto- ya pidió hace meses revisar los acuerdos de paz de Camp David, firmados entre Israel y Egipto en 1978.

Precisamente el PLJ fue ayer más allá que el Gobierno en sus advertencias a Israel. El sustituto de Mursi al frente del partido, Saad Katatni, aseguró que «Israel aún no ha comprendido que Egipto ha cambiado y que el pueblo egipcio, que se reveló contra la injusticia, no aceptará el ataque a Gaza». También pidió «una rápida movilización árabe e internacional para el cese de las masacres contra el asediado pueblo palestino en la franja de Gaza». El PLJ consideró que el Gobierno israelí aprovecha este tipo de muertes como una «baza en las disputas políticas que se registran en el seno de la entidad sionista». Por ello, al igual que hizo Katatni, el PLJ avisó a Israel de que los cambios que se viven en el mundo árabe, especialmente en Egipto, «no permitirán que el pueblo palestino sufra la agresión israelí como en el pasado».

El Gobierno británico pidió «moderación a todas las partes para evitar una peligrosa escalada de violencia», mientras desde Estados Unidos, el Pentágono dijo «seguir de cerca la situación en Gaza», subrayando «el derecho de Israel a defenderse contra el terrorismo».

Principales «eliminaciones selectivas» de líderes de Hamas
Israel ha matado a decenas de líderes políticos y militares de Hamas.

1996- El artificiero Yehya Ayache muere en un atentado con explosivos en un teléfono en Gaza.

1997- Intento de ejecutar a Khaled Meshal, uno de los fundadores de Hamas y jefe de su dirección política en Amman, por agentes del Mossad inyectándole veneno. En coma, se salva por la intervención del rey Hussein de Jordania que exige a Israel el antídoto a cambio de liberar a los autores del atentado.

2002- Salah Shehade, líder de las Brigadas Azadien al Kasam, muere en un ataque aéreo junto a quince civiles, entre ellos su mujer, su hija y otros ocho niños.

2004- El fundador y líder espiritual de Hamas, Ahmad Yassine, muere en un ataque de helicóptero. Al mes siguiente, Israel mata al nuevo dirigente, Abdelaziz al-Rantissi.

Lieberman amenaza a la Autoridad Palestina por su iniciativa en la ONU
El ministro israelí de Asuntos Exteriores, Avigdor Lieberman, amenaza al presidente de la Autoridad Palestina, Mahmud Abbas, con expulsarlo del cargo si tiene éxito la demanda ante la ONU para elevar el estatus de Palestina a Estado no miembro. «Derrocar el régimen de Abu Mazen (Mahmud Abbas) sería la única opción en ese caso», afirma un documento de orientación política que debe ser ratificado por Lieberman antes de ser sometido al conjunto del Gobierno. «Toda otra opción significaría izar la bandera blanca y reconocer el fracaso de los dirigentes israelíes en este reto. Israel debe hacer pagar un alto precio a Abu Mazen, incluyendo la opción de derrocar a su régimen y desmantelar la Autoridad Palestina», insiste la nota, que considera que la adhesión de un Estado palestino «cruzaría una línea roja». Otro alto responsable israelí indicó el miércoles bajo anonimato que el Estado hebreo estudia también revocar parte o la totalidad de los acuerdos de Oslo de 1993. Lieberman es líder de un partido ultraderechista y aliado del primer ministro, Benjamin Netanyahu, en las próximas elecciones. El recurso de los palestinos a la ONU marca para Israel una ruptura con lo fundamental de los Acuerdos de Oslo. «Y derogados, tampoco nos comprometen a nosotros», dijo el oficial. El negociador palestino Saeb Erekat restó importancia a las amenazas. «Son un disco rayado, las tuvimos con Arafat y ahora con Abu Mazen. Incluso si los palestinos tuvieran una madre Teresa de presidente, un Thomas Jefferson como presidente del Parlamento y un Montesquieu como primer ministro, habría otro Lieberman para decir que no pueden ser socios y deben morir», ironizó.

Fuente: http://gara.naiz.info/paperezkoa/20121115/372702/es/Israel-mata-lider-militar-Hamas-anuncia-ataque-mayor-contra-Gaza

No hay comentarios:

Publicar un comentario