8/7/12

Teherán, preparada para 'atacar las 35 bases de EEUU en Oriente Próximo'

Irán tiene planes detallados para destruir con sus misiles y fuerza aérea las 35 bases de EEUU en la zona de Oriente Medio, el golfo Pérsico y Asia Central si es atacado, ha asegurado el general Amir Ali Hayizadeh, comandante de la Fuerza Aeroespacial de los Guardianes de la Revolución.

"Hemos tomado las medidas necesarias para situar esas bases y desplegar los misiles para destruir todas en los primeros minutos de un ataque (enemigo contra Irán)", advirtió Hayizadeh en declaraciones difundidas por la agencia local Fars.

Hayizadeh hizo sus declaraciones, en las que manifestaba los planes de Irán ante un eventual ataque de Estados Unidos contra su territorio, al término de unas maniobras de tres días en las que los Guardianes de la Revolución han probado diversos tipos de misiles de fabricación nacional.

El mando del cuerpo militar especial iraní de defensa de la revolución islámica explicó que EEUU "tiene 35 bases alrededor de Irán" y agregó que "todas ellas están al alcance de nuestros misiles, lo mismo que la tierra ocupada de Palestina (Israel)".

Según él, las maniobras de misiles tenían como objetivo destruir la réplica de hipotéticas bases de EEUU en la región y aseguró que habían sido un éxito.

Por su parte, la página web de los Guardianes de la Revolución, Sepah News, ha informado de que, dentro de las maniobras, se habían disparado misiles del tipo 'Golfo Pérsico' antibuque contra blancos marinos, con el apoyo de aviones de combate y aeronaves no tripuladas.

Ayer, los Guardianes de la Revolución aseguraron que habían destruido siete hipotéticas bases de "fuerzas ajenas a la región" en unas maniobras aéreas y de misiles de un alcance de hasta 1.300 kilómetros.

Los misiles tierra-tierra lanzados en las maniobras de la Guardia Revolucionaria fueron de distinto tipo y de 300, 500, 800 y 1.300 kilómetros de alcance, aunque el general Hayizadeh insistió en que el paísdispone de misiles que superan los 2.000 kilómetros, según la agencia local Mehr.

Las autoridades de Irán han reiterado que el territorio de Israel y los buques y bases de EEUU en las zonas de Oriente Medio, el golfo Pérsico y Asia Central están al alcance de sus misiles y que atacarán esos objetivos si sufren una agresión.

Maniobras de la Fuerza Aeroespacial en el desierto iraní de Dashte Lut.| Efe

'Una respuesta aplastante'

Irán está sometido a sanciones de la ONU, y también de EEUU y la UE, por su programa nuclear, y Washington y Tel Aviv han amenazado con atacar territorio iraní si no frena sus actividades atómicas, a lo que Teherán ha respondido que, en ese caso, dará una respuesta "aplastante" y podría cerrar el estratégico estrecho de Ormuz.

Mientras algunos países, con EEUU a la cabeza, sospechan que el programa nuclear iraní tiene una vertiente armamentista destinada a fabricar armas atómicas, Teherán asegura que es exclusivamente civil y pacífico, acorde con el Tratado de No Proliferación (TNP) nuclear.

Ayer, en su rueda de prensa semanal, el portavoz del Ministerio de Asuntos Exteriores, Ramin Mehmanparast, comentó estas maniobras y dijo que el mensaje de los ejercicios es que "Irán tiene total autoridad y la preparación necesaria para establecer la seguridad en el golfo Pérsico y el tráfico de petróleo en el estrecho de Ormuz".

El presidente de la Comisión de Seguridad Nacional y Política Exterior del Parlamento de Irán, Alaedin Boruyerdi, dijo que Teherán considera la presencia de fuerzas extranjeras en la zona "perjudicial" para la seguridad y añadió que las maniobras con misiles muestran la capacidad de Irán para mantener la estabilidad en el área.